Este plato que les comparto es en su origen Vasco, bien del cantábrico. Que de igual manera que la merluza a la vasca se realiza con la misma base de ingredientes y misma técnica, solamente que la merluza lleva más ingredientes incorporados para la finalización del plato en sí.

Tenemos que tener en cuenta que las almejas estén cerradas, y no abiertas ya que estarían muertas y podríamos intoxicarnos al comerlas. Les podemos dar una agua bajo el grifo para lavarlas, incluso sumergirlas en agua dulce con un par de cubitos de hielo durante un par de horas, lo que al absorber y expulsar ellas mismas agua dulce se lavarían en el interior, así teniendo menos arena y pudiéndolas disfrutar más al comerlas.

En la gastronomía española tenemos diferentes almejas, las cuales se utilizan cada una para diferentes elaboraciones, e incluso la de carril se come estilo la ostra, cruda con limón. De un sabor fino y una textura delicada.

Esta receta como muchísimas de la gastronomía española, tiene de base dos ingredientes muy usados la cebolla y el ajo. Allá vamos.

Ingredientes:

Almejas 2kl
Cebolla 300gr
Ajo 3 dientes
Harina ½ cucharada
Vino blanco 100c.c
Aceite de oliva 50c.c
Caldo de pescado 200c.c
Perejil cantidad suficiente
Sal una pizca

Elaboración:

En primer lugar colocaremos en una sartén u olla el aceite una pizca de sal y la cebolla y el ajo bien picados, una vez rehogados agregaremos la harina, cocinaremos un minuto y continuaremos con el vino blanco o cava (al gusto) una vez evapore el alcohol agregamos el caldo de pescado y las almejas, tapamos la olla y dejamos cocine dos minutos, una vez abiertas las almejas, ponemos el perejil y cocinamos un minuto más, probamos de sal y rectificamos si fuera necesario.
Al cocinar bivalvos en salsa, sueltan su agua de mar aportando un gran sabor a la salsa.

Observación:
Con la pizca de sal al comienzo para rehogar la cebolla y el ajo suele ser más que suficiente ya que al abrirse sueltan agua de mar. ¡¡¡BUEN PROVECHO!!!

Abrir chat